Entrevista a Manuel Ríos San Martín

25 agosto, 2022 Cristóbal Terrer Mota

Entrevista al escritor Manuel Ríos San Martín

Manuel Ríos San Martín (1965) es licenciado en Ciencias de la Información y ha trabajado en importantes productoras de televisión como Globomedia, BocaBoca y Diagonal, en las que ha ejercido de productor ejecutivo, director o guionista. Ha participado, entre otras, en Colegio Mayor, Médico de familia, Menudo es mi padre, Más que amigos, Compañeros, Mis adorables vecinos, Soy el Solitario, Raphael, Rescatando a Sara, Historias robadas y Sin identidad. Ha dirigido un largometraje, No te fallaré, y ha colaborado en la escritura de los guiones de Amigos… y Maradona, la mano de Dios. Ha coordinado y coescrito el libro El guion para series de televisión, publicado por el Instituto de RTVE. También es autor de las novelas Círculos y La huella del mal, que ha sido traducida al italiano y está siendo adaptada a la televisión como una serie de ocho capítulos por el mismo Ríos San Martín junto a Victoria Dal Vera y la productora LAZONA.

Puedes leer la reseña de Donde haya tinieblas haciendo clic en el enlace.

Tenemos el placer de recibirlo en El quinto libro para hablarnos de Donde haya tinieblas obra finalista al VI Premio Mejor Novela Cartagena Negra. 

  • Enhorabuena y bienvenido a El quinto libro. ¿Qué se siente cuando te dicen que tu novela está nominada al Premio Cartagena Negra?

Me llevé una gran alegría. En los años ’90 había ganado algún premio de relato y también de novela corta. Y muchos por cortometrajes y series de televisión (Médico de familia, Compañeros…), pero desde entonces no había vuelto a ganar un premio. Así que a la alegría de la nominación hay que sumar que sería el primer premio del siglo XXI. Y, además, en Cartagena Negra, un festival al que me apetecía mucho acudir y una ciudad en la que tengo amigos y que he visitado en un par de ocasiones.

  • ¿Cuál es el mensaje que resumiría lo que ha querido transmitirnos con la brillante Donde haya tinieblas?

Quizá lo principal sea la dicotomía entre misericordia y venganza o perdón y castigo. Hay dos visiones antagónicas que conviven en la religión, pero no solo en la religión, en toda la sociedad. No hace falta tener fe para preferir una opción u otra. No hay más que ver las redes sociales. Pero tampoco hay que frivolizar, perdonar es un tema muy serio que requiere un trabajo personal complicado y mucha generosidad.

  • ¿Qué le llevo a elegir un protagonista que rompe el estereotipo de perdedor que tantas veces hemos visto en el género negro?

Estaba un poco cansado del perfil de policía atormentado y triste. A veces, los novelistas nos repetimos un poco y jugamos con estereotipos ya vistos. Yo he conocido a bastantes inspectores y eran divertidos e ingeniosos. Escribí la primera versión de la novela durante la pandemia y me parecía que ya habíamos tenido bastante amargura en esos meses. Necesitaba un policía con sentido del humor y un punto de ternura. Fue una apuesta arriesgada, pero estoy contento del resultado.

  • ¿Cómo fue el proceso creativo de escribir una novela durante el confinamiento?

No muy distinto a otras “escrituras”. Como guionista soy bastante organizado y eficaz. Aquí tenía menos distracciones, aunque había que ocuparse de cosas de la casa y de la convivencia familiar en momentos difíciles. Pero no me costó sentarme y salí con una primera versión. Eso hace que no tenga un recuerdo tan malo de esos meses. La convivencia tampoco estuvo mal, ¡aunque fue intensa!

  • Donde haya tinieblas es su tercera novela. ¿Sigue sintiendo el vértigo de lanzar una nueva obra al mercado?

No tanto de lanzarla al mercado como de elegir el tema de fondo de cada una (ya está elegido el de la cuarta y la escritura va bastante avanzada). Publico cada dos años y preparo mucho cada novela. Es una decisión que implica riesgo ya que voy a entregar muchas horas a esa historia. Tiene que funcionar bien la trama y tiene que interesarme. No me vale cualquier “asesinato”. Necesito que me permita hablar de algún tema que me apasione, que no sea un mero quién lo hizo.

  • Háblenos de sus nuevos trabajos. ¿Seguirá con el thriller? ¿Qué otro género le gustaría probar?

Sí, ya tengo muy avanzada mi próxima novela que, si todo va bien, se publicará durante el año 2023. También es un policiaco, con una pareja distinta que creo que funciona muy bien. Tiene un tema de fondo; si en La huella del mal era la violencia prehistórica y en Donde haya tinieblas la religión y la misericordia, aquí el lector también encontrará una reflexión sobre el ser humano. Todavía no puedo adelantar cuál. Paciencia. Pero llamará también la atención.

  • En su anterior novela ahondó en la condición humana desde un punto de vista casi paleontológico, ahora le suma el componente religioso o divino. ¿Cuál es su conclusión sobre el ser humano en este siglo?

En contra de la opinión popular, yo creo que la sociedad, poco a poco, va mejorando, aunque de vez en cuando caminemos para atrás. Pero si contemplamos la historia, con nuestros renglones torcidos, vamos a mejor. Los datos están ahí. A mí uno que me encanta es el número de guitarras: en 1962 había 200 guitarras por cada millón de personas, en 2014 eran 11 mil. ¡La música se abre camino!

    • Guerras, tensiones políticas, desastres naturales… ¿Estamos asistiendo al principio del fin de la humanidad?

Como te decía, no creo que sea así. Ahora hemos encadenado unos años malos con la pandemia, la guerra de Ucrania. Pero ya había guerras antes solo que nos tocaban más lejos. Por eso es bueno acudir a los datos, no a las sensaciones. Te doy algunos datos oficiales:

Niñas escolarizadas

1970- El 65%

2015- El 90%

Personas con acceso al agua

1980- 58%

2015- 88%

Explotación infantil

1950- 28%

2012- 10%

Mortalidad infantil

1800- 44%

2016- 4%

Y así podríamos seguir, lo que pasa es que la prensa se encarga de buscar siempre las malas noticias y eso nos hace vivir angustiados. Todos los días subo una “buena noticia” a Twitter y, a veces, me paso horas buscándola en las webs de la prensa. Los medios denuncian la cantidad de suicidios y depresiones que hay y tienen mucha responsabilidad en fomentar el agobio de los lectores. Es uno de los temas que más me cabrea.

  • Martínez y Pieldelobo parecen condenados a entenderse, ¿podremos entendernos nosotros con las nuevas generaciones que vienen?

Ojalá. No me gusta eso de “nuestra generación fue estupenda y la que viene ahora es un desastre”. Creo que es una señal de vejez (de la mala). Donde haya tinieblas es una reflexión sobre ese tema: dos policías tan distintos en ideología y de generaciones diferentes tienen un problema en común, ¿serán capaces de llegar a acuerdos? Al ver a los políticos yo contestaría que no, ahí siguen a vueltas con el poder judicial, pero espero que, al menos, una parte de la sociedad civil sea más generosa y capaz de colaborar.

  • ¿Qué cree que se esconde detrás de las identidades digitales y la personalidad en las redes sociales?

No lo sé, hay de todo. Algún ego mal gestionado. Otros necesitan desahogarse como los que insultan en el fútbol. Es molesto interactuar en redes con alguien que no da la cara y que te insulta. Creo que debería ser más fácil obtener la verdadera identidad de quién está detrás en determinados casos. Ahora mismo es complicado incluso judicialmente.

  • El método deductivo de Sherlock Holmes parece casi imposible trasladarlo a una novela actual con tanto CSI, ADN y nuevas tecnologías. ¿Esto es una dificultad a la hora de construir las tramas?

Hace poco una amiga guionista decía que ya no se iban a poder escribir novelas policiacas por ese motivo que señalas, pero a mí me parece que es todo lo contrario, por fin podemos innovar el género que se miraba un poco el ombligo después de tantos años y detectives. Yo he hecho cursos con ex policías y con investigadores privados sobre cómo se investiga hoy en día y hay elementos muy interesantes que pueden generar tramas que no se han visto antes. ¡¡Y si no te gusta, siempre puedes ambientar tu novela en los años 70!!

  • Las redes sociales están creando un ambiente de crispación y polarización, de hecho, todo parece que es políticamente incorrecto. ¿Nos estamos volviendo locos?

Siempre contesto lo mismo: si te parece que las redes son así, es porque sigues a las personas equivocadas. Yo tengo una lista que se llama Viva Twitter, síguela y te alegrará el día: arte, naturaleza, arqueología, humor. Y como esa, pueden hacerse otras muchas según tus intereses. Dejemos de seguir a los camorristas y ya verás como desaparecen. Tenemos una parte de responsabilidad.

  • Díganos algo políticamente incorrecto.

Casi todo lo que opina Martínez en la novela lo es. Por eso lo elegí. Estaba harto de tanta tontería.

En estas últimas semanas digo mucho que no humanicemos a los animales y me llueven insultos. Muy agresivos y graves. Me parece sorprendente. He tenido tuits con mas de 200.000 interacciones donde la mayoría eran insultos por decir eso. El tema de los animales nos lo tenemos que hacer mirar. La gente ve el documental ese del pulpo de Netflix y se lo cree, cuando es un rodaje que duró más de 18 meses, creo recordar. Al final, el pulpo hace 4 monerías en más de 500 días de grabación y nos pensamos que es una personita con tentáculos. La gente piensa que había una amistad real como la que tengo yo con mis compañeros de clase desde hace casi 50 años. En fin…

Como bloguero centrado en series de televisión desde hace más de 15 años en la web Seriemaniac.com permítame preguntarle algunas cosas sobre series.

  • Como guionista y director ha trabajado con un grupo talentoso de actores que marcaron a toda una generación, ¿cómo ve a los nuevos talentos que vienen?

Fue una generación estupenda. En esa época no había tantos jóvenes que quisieran ser actores. Ahora hay mucho trabajo para los actores de veintitantos y eso hace que cada vez haya más en escuelas formándose. Hay chavales que cantan, actúan y bailan. Creo que tenemos que distinguir los que de verdad se han preparado de otros que son influencers. Pero también hay casos de buenos actores jóvenes con millones de seguidores.

  • ¿Qué opina sobre las nuevas series españolas?

Está muy bien que haya muchas y variadas. Y también de distintas duraciones y géneros. Te puedes encontrar series de acción más psicológica como Antidisturbios; antiterroristas, La unidad; policiacos más clásicos como Hierro, pero también otras más íntimas como Días mejores, Vida perfecta o Intimidad, o series de capítulos muy breves como Cardo o El tiempo que te doy.

  • Cree que esa tercera edad de oro de las series de la que se ha venido hablando tanto tiempo está llegando a su fin. ¿Cada vez se hacen peores series si las comparamos con Los Soprano, The Wire o Breaking Bad?

Vivimos una situación un tanto caótica con tantas plataformas y todas intentando llamar la atención. Es verdad que se produce una cierta fatiga a la hora de elegir. Antes seguías una serie durante años y ahora apenas una o dos temporadas. Pero sigue habiendo cosas interesantes en los últimos años como Mare of Easttown, La asistenta, Homeland, Juego de tronos, las primeras temporadas de Bosch, algunos capítulos de Black Mirror, The night of, The responder… Aunque yo echo de menos algunas de finales de los 90’ y de principios de siglo. Pero ahora HBO ha recuperado Urgencias. Una gran noticia.

  • ¿Cuál es su serie favorita? ¿Qué otras series nos recomendaría?

Hace poco hice una lista que no estaba mal:

Urgencias

Policías en el corazón de la calle

Roseanne (años 90)

Aquellos maravillosos años

El ala oeste de la casa Blanca

Hermanos de sangre

La primera del cuento de la criada

Y una bola extra (porque he participado): Compañeros.

Muchísimas gracias por su tiempo, enhorabuena por la nominación y mucha suerte con sus proyectos.

Muchas gracias a vosotros. Nos vemos en Cartagena el sábado 10 de septiembre!!

, , , , ,

Cristóbal Terrer Mota

Autor de la novela "Cameron" (Malbec Ediciones) y del ensayo seriéfilo "De Los Soprano a Juego de tronos". Responsable del blog sobre series Seriemaniac.com. Diseñador web, locutor de radio y creador de contenido. Apasionado de la fotografía, la playa y la lectura.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Contacta con nosotros

Si quieres solicitar información, enviar libros para ser reseñados
o concertar una entrevista contacta con nosotros