Reseña de la novela El astronauta de Bohemia

4 febrero, 2021
Posted in BLOG, Reseñas
4 febrero, 2021 Cristóbal Terrer Mota

Novela El astronauta de Bohemia

Título: El astronauta de Bohemia

Autor: Jaroslav Kalfař

Editorial: Tusquets Editorial

Año: 2017

Páginas: 288 páginas para viajar a tu interior más profundo

Calificación: 

Sinopsis de El astronauta de Bohemia

Huérfano desde niño, y educado en la Checoslovaquia rural por sus abuelos en circunstancias particularmente difíciles, Jakub Procházka es un joven astrofísico preparado para convertirse en el astronauta más célebre de su país.

Cuando una peligrosa misión con destino a Venus le brinda la oportunidad de proclamarse héroe nacional y, a la vez, de expiar los pecados de su padre ―colaborador en la época comunista―, Jakub decide lanzarse al espacio desconocido. Si dejar atrás a su mujer ya lo sume en la incertidumbre, al hallarse completamente solo en la vastedad del universo no puede evitar que lo visiten no sólo algunos fantasmas del pasado, sino, sobre todo, un fantasma muy real, de formas no humanas, con quien traba una amistad cada vez más estrecha.

El destino de Jakub, íntimamente ligado a los hitos de la historia checa, dará más de un giro inesperado. En una atmósfera onírica en la que lo intergaláctico se alía con lo más cotidiano, y la fantasía impregna lo más tangible, incluidos los hechos inapelables, nada parece decidido de antemano. Y, aun así, sombras insistentes proyectan sus tentáculos en el viaje vital emprendido por Jakub.

Sin noticias desde la Tierra

Pocos días después de iniciarse el confinamiento total al que la población mundial tuvo que enfrentarse, mi mente se empeñaba en atarse a ensoñaciones espaciales. A solas en mi piso, me sentía como un astronauta a millones de kilómetros de la Tierra, de mis seres queridos, orbitando alrededor de los recuerdos de una vida que cada día me parecía más lejana.

Por una de esas casualidades de la vida, o quizás por motivaciones que en ese momento desconocía, cayó en mis manos esta novela: El astronauta de Bohemia. Me llamó la atención la portada: la escafandra de un viajero solitario. Decidí adentrarme en el que parecía un viaje sin retorno, ávido de encontrar respuestas a preguntas que ahora sí tenía tiempo a formular.

Así pues, la identificación con el personaje de Jakub fue inmediata. Su viaje en busca de un misterioso polvo cósmico que envolvía a la Tierra se convirtió en el mío. Los dos solos, aislados, tan alejados de todo y a la vez tan cerca.

El viaje del héroe

El viaje de Jakub fue la consecuencia fácil de una huida hacia adelante. Los problemas que deja en la Tierra lo acompañarán en su viaje intergaláctico. Se multiplicarán y manifestarán, a veces de forma literal, a través de la presencia de fantasmas, recuerdos y alienígenas, los cuales se adentran en ese escondite en que se ha convertido su nave.  Su propósito es claro: visitarlo, charlar con él y poner en orden algunos temas pendientes de su pasado.

Porque ese viaje hacia Venus no es más que el intento por desmarcarse de una infancia complicada, envuelta por las promesas incumplidas del comunismo incipiente, el cual más tarde se convertirá en una república tiránica. Su padre, torturador al servicio comunista, quedaría señalado y marcado para siempre, al igual que le sucedió al niño que una vez fue el propio Jakub.

Los traumas infantiles y la familia —siempre la familia— como obturador de los sentimientos y experiencias adultas, capaces de distorsionar la realidad actual, al igual que ese polvo refractario inunda la atmósfera terrestre.

De todos los fantasmas encontrados por el camino, la extraña presencia de una enorme araña alienígena marcará el camino de la cordura del astronauta, el cual, muy rápido, descubre que el precio de ese viaje será demasiado caro. Los problemas no se desintegran por más que nos alejemos a cientos de miles de kilómetros.

El regreso a Ítaca

Una curiosidad: Netlix planea crear una serie limitada protagonizada por Adam Sandler y dirigida por Johan Renck, una de las mentes detrás de la maravillosa Chernobyl.

Jaroslav Kalfař compone una primera novela embriagadora, cargada de esas ansias por narrar historias y preocupaciones, con la urgencia de querer innovar en demasiados aspectos, quizás a Jaroslav —o a su alter ego Jakub— le pasa lo mismo que a mí. En cualquier caso, El astronauta de Bohemia es una novela sobresaliente.

Recuerda en su narrativa a esa realidad aplastante y onírica de uno de mis autores favoritos: Murakami (puedes leer mi reseña de Sputnik mi amor haciendo clic en el enlace). También desprende esa crítica social de Milan Kundera, sin la cual la novela hubiera perdido profundidad. Porque el viaje de Jakub, como casi todos los viajes, resulta ser una mezcla de autoconocimiento y exploración. Un intento para conseguir la redención y ajustar cuentas con el pasado, con la familia, la sociedad; con ese amor perdido que no resiste el distanciamiento interplanetario.

Jakub se convierte en otra persona, aunque en su interior sigue siendo el mismo. Proclamado héroe de la nueva sociedad, un símbolo para esos países del este que luchan por entrar en la modernidad del consumismo y la inmediatez. Aclamado por las masas, sin que ello evite sentirse atrapado en una inmensa y silenciosa soledad.

, , , ,

Cristóbal Terrer Mota

Autor de la novela Cameron (Malbec Ediciones). Responsable del blog sobre series extranjeras Seriemaniac.com. Apasionado del cine, las series y la fotografía. La playa, viajar y la lectura son sus grandes pasiones.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Contacta con nosotros

Si quieres solicitar información, enviar libros para ser reseñados
o concertar una entrevista contacta con nosotros